Mensaje del Presidente de la República, Juan Manuel Santos, a los Colombianos en el exterior, con ocasión de la celebración de los 203 años de la independencia de Colombia

MENSAJE DEL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA, JUAN MANUEL SANTOS, A LOS COLOMBIANOS EN EL EXTERIOR CON OCASIÓN DE LA CELEBRACIÓN DE LOS 203 AÑOS DE LA INDEPENDENCIA DE COLOMBIA

Bogotá D.C., 20 de julio de 2013

Queridos compatriotas en el mundo, y amigos de nuestro país que acompañan nuestra celebración patria:

Con todo el afecto les envío un saludo desde una tierra que los extraña; desde una nación que –gracias al trabajo, el empuje y la energía de los propios colombianos– está avanzando hoy más que nunca por la ruta del progreso, la equidad y la paz.

Mientras ustedes, en el exterior, trabajan, estudian y aportan a Colombia y a sus familias de diversas maneras, nosotros seguimos empeñados en construir un país justo, moderno y seguro, al que ustedes regresen siempre con alegría y orgullo.

Cuando digo JUSTO, me refiero a un país con más y mejores oportunidades para todos.

Qué bueno poder contarles que en los últimos dos años 1 millón 700 mil compatriotas superaron la pobreza y que quebramos la tendencia perversa de la desigualdad en la que el crecimiento del país beneficiaba más a los ricos que a los pobres. Hoy, como debe ser, el crecimiento beneficia más a los que menos tienen.

Qué bueno poder decirles que estamos entregando 200 mil viviendas gratis en el campo y la ciudad a familias que nunca habían soñado con un techo propio; que estamos educando gratuitamente a nuestros niños y jóvenes en los colegios públicos, y que vamos a llevar tecnología y conexiones de internet a todos los municipios del país y la mitad de los hogares colombianos.

Cuando digo MODERNO, me refiero a un país con una economía cada vez más competitiva que crea empleos de calidad.

Hoy la economía colombiana crece por encima del promedio mundial y latinoamericano, y –lo más importante– está generando más empleos que ninguna otra de la región, al punto que, desde el inicio del gobierno, se han creado más de 2 millones 300 mil puestos de trabajo, la mayoría de ellos formales y estables.

Un país moderno es un país que logra acuerdos para que sus productos lleguen con preferencias a los grandes mercados del mundo, y eso hemos hecho en Colombia.

Entre el 2010 y el 2014, en tan solo cuatro años, habremos triplicado el número de consumidores potenciales de nuestros productos en el mundo.

Y cuando digo un país SEGURO, me refiero a uno donde todos podamos vivir tranquilos.

En los últimos tres años no sólo hemos dado los más grandes golpes a los grupos violentos y delincuenciales, que han perdido sus principales cabecillas y han reducido su número de integrantes, sino que siguen bajando los delitos que afectan la seguridad ciudadana.

Por supuesto, en este y muchos otros aspectos falta mucho por lograr todavía; los desafíos son enormes. Pero lo que podemos decir hoy es que avanzamos cada día, todos los días, en la dirección correcta.

Y lo hacemos porque estamos apostando por una Colombia en PAZ.

Y no solo me refiero a los diálogos que sostenemos para acabar el conflicto, que son muy importantes, por supuesto. Me refiero a todas las acciones que he mencionado, porque la paz se construye cuando se mejora la calidad de vida de los colombianos, cuando hay educación y trabajo, cuando hay accesos a las tecnologías, cuando hay oportunidades.

Por eso ustedes y nosotros podemos decir, con la frente en alto, ante una comunidad internacional que reconoce los avances y el esfuerzo de nuestro país, que somos colombianos a mucho honor, y que nos sentimos muy orgullosos de serlo.

Hoy, al celebrar 203 años desde nuestro Grito de Independencia, los invito a que sigamos trabajando, cada cual desde donde esté, por esa Colombia justa, moderna y segura que ya estamos construyendo y que hoy sabemos que es posible.

Les envío un afectuoso desde esta tierra que llevan en el alma y que nunca los olvida: ¡Su Colombia! ¡La Colombia de todos!

font + font - contrast